lunes, 8 de marzo de 2010

Día de la Mujer






El origen de este día surge a finales del siglo XIX, en plena revolución industrial y durante el auge del movimiento obrero. Origen de este día


Uno de los derechos fundamentales que tenemos es el sufragio universal. Antes de 1933, en España, la mujer no tenía derecho a votar, algunos diputados pensaban que “biológicamente, a la mujer no la dominaba la reflexión y el espíritu crítico, se dejaba llevar siempre de la emoción, de todo aquello que hablaba a sus sentimientos” y que “el histerismo no era una simple enfermedad, sino la propia estructura de la mujer”. Y no faltó un diputado que propuso que les fuesen concedidos los mismos derechos electorales a los hombres mayores de veintitrés años y a las mujeres mayores de cuarenta y cinco, basándose en que “la mujer era deficiente en voluntad y en inteligencia hasta cumplir dicha edad.


Es en el artículo 36 de la Constitución de la República Española de 1931 donde se otorga este derecho a la mujer. Fue aprobado después de intensas discusiones por 161 votos a favor y 121 en contra! Las primeras elecciones en las que participan las mujeres españolas son en 1933 ¡Hace tan solo 77 años!, aunque este avance se paralizó con la guerra civil y la dictadura.


Una de las mujeres que más luchó por nuestro derecho al voto fue Clara Campoamor, diputada en las primeras Cortes de la Segunda República, curiosamente las otras dos mujeres que estuvieron en esas Cortes, votaron en contra: Victoria Kent, quién se opuso por creer que no era oportuno aún, y que se emplearía en un sentido conservador: “Si todas las españolas fueran obreras o universitarias y estuvieran liberadas en su conciencia, yo me levantaría hoy frente a toda la Cámara para pedir el voto femenino”. Y Margarita Nelken, quién temía que las mujeres consultaran a su confesor antes de votar.


Todavía hoy en día hay países donde la mujer no tiene derecho a votar: Arabia Saudí, Omán, Bután, Brunei son algunos ejemplos.






-Hoy es el día de la mujer trabajadora.-le digo a mi hijo de siete años.
-¿Y cuándo es el día del hombre trabajador?-me contesta.

Espero que cuando él tenga mi edad, este día, el de la mujer trabajadora, no tenga ya por qué celebrarse...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada